Google+ Aislado en este planeta: El Tapiz de Bayeux

jueves, 30 de marzo de 2017

El Tapiz de Bayeux

Cualquier hecho histórico relevante ha sido inmortalizado llevándolo al arte en cualquiera de sus manifestaciones, sean cuadros, esculturas o tapices. El Tapiz de Bayeux es un caso destacado porque contiene en una extensa y única pieza, todos y cada uno de los acontecimientos de la etapa histórica más importante de Inglaterra y también de su vecina Francia. La Batalla de Hastings, que es el eje central de la historia que relata el tapiz, fue la última conquista de Inglaterra por un invasor extranjero y fue protagonizada por Guillermo, Duque de Normandía en 1066.

Una escena del tapiz

Los anglosajones habían gobernado el país durante más de 600 años desde la salida de los romanos. Los normandos, herederos directos de los vikingos, ocupaban un extenso ducado del norte de Francia, la actual Normandía. Al morir el rey inglés Eduardo el Confesor, sin herederos directos, surgió la disputa al trono entre su cuñado Harold, conde de Wessex y el duque normando Guillermo a quien el rey había prometido el trono tras apoyarle en el exilio. Harold había jurado a Guillermo, tiempo atrás, que no optaría a la corona pero al día siguiente de la muerte del monarca inglés, se hizo coronar en la Abadía de Westminster.

Cuando la noticia llego a oídos del normando, le faltó tiempo para emprender la invasión y hacer valer su derecho. Comenzó por reunir un poderoso ejército con sus tropas y otros aliados y mandó armar una flota de más de 500 barcos de todos los tamaños. Guillermo contaba también con la ventaja moral que le suponía el apoyo de la Iglesia de Roma que, de este modo, buscaba aumentar su presencia en un reino sin religión oficial como Inglaterra.

Abadía benedictina de Hastings

Tras cruzar el canal en una noche, la flota desembarcó el 28 de septiembre de 1066 en la costa de Sussex, con unos efectivos de unos 9.000 hombres. La Batalla de Hasting, como se conoce aquel suceso, comenzó en la madrugada del 14 de octubre y duró todo el día hasta que Harold, el rey inglés, fue alcanzado por una flecha en la cara que le causó la muerte. Sus tropas huyeron despavoridas dejando a Guillermo, desde ese día "el Conquistador", camino abierto al trono de Inglaterra.

El Tapiz de Bayeux es una extraordinaria obra narrativa, una especie de comic de casi 70 metros de largo por 50 centímetros de ancho, con un peso de 350 Kg., bordado en tela, en el que se narran los hechos precedentes así como la propia batalla. En esa tela interminable aparecen 41 barcos, 37 fortalezas, 202 caballos, 55 perros, 505 animales variados y 626 personajes, entre los que se identifican Guillermo, Harold y el obispo Odón. Una curiosidad del tapiz es que en una escena aparece el cometa Halley, del que hay constancia histórica de su paso en aquellas fechas.

El tapiz en el museo

El tapiz es un ejemplo de arte secuencial de la Edad Media, siguiendo la técnica narrativa del medievo. No se compone de viñetas sino que la narración es continuada con separación por episodios, lo que proporciona una lectura más fluida. En los dibujos del Románico se hace abstracción de la realidad y no existen los criterios de proporción, belleza y realismo del mundo clásico. Por ello las imágenes se deforman buscando expresividad exagerando las formas, alargando los cuerpos y desproporcionando los ojos, las manos y otros detalles a destacar. No existe la perspectiva, las imágenes se superponen, no hay volumen y los colores son planos.

A menudo se le menciona como el Tapiz de la reina Matilde, esposa de Guillermo quien pudo patrocinar su creación. Sin embargo la hipótesis más aceptada lo atribuye al obispo Odón, arzobispo de Bayeux y hermanastro de Guillermo, que también aparece en algunas escenas. El tapiz estuvo a punto de perderse en 1792, cuando los revolucionarios franceses lo usaron como una cubierta de carro, sin embargo se recuperó aunque con la pérdida de un pequeño tramo de la sección final, que se cree que representaba la coronación de Guillermo en la Abadía de Westminster el día de Navidad 1066. A pesar de la importancia del tapiz en la historia inglesa, este se encuentra en suelo francés, en la ciudad de Bayeux, en Normandía, que goza de un intenso turismo gracias al tapiz, a su catedral gótica y a su cercanía a las playas del desembarco aliado en la Segunda Guerra Mundial.

La Catedral de Bayeux

En este enlace puede verse el tapiz en su totalidad. Debido a sus proporciones, aparece como una delgada banda de interminable longitud. Para verlo en detalle, hay que ampliar la imagen y después recorrerla desplazando la pantalla.


1 comentario: